ANÁLISIS DE LA T SESQUI EN LA CARTA NATAL DE MARIE CURIE

Marie Sklodowska (7 de Noviembre de 1867, Varsovia, Polonia-4 de Julio de 1934, Passy, Francia)

Este trabajo ha sido realizado por el grupo de alumnos que está cursando el Módulo IV, martes a las 10 horas(julio 2012).Coordinador: Sebastián Legovich

La T SESQUI es una configuración formada por contactos tensos entre los planetas que la conforman: una Cuadratura y dos Sesquicuadraturas. Para comenzar con el análisis, vamos a aclarar que en una T SESQUI intervienen 3 "focos" .

En este caso, uno de los "focos" está formado por un Stellium (Conjunción entre tres o más Planetas) entre Saturno, Venus y Marte, que se encuentran en Escorpio en Casa X, formando una Cuadratura con Júpiter en Acuario en Casa I, y una Sesquicuadratura con Urano en Cáncer en Casa VII, estando estos dos últimos Planetas en Sesquicuadratura entre sí. Es de suma importancia la interpretación del ápex de la Configuración (en este caso, el Planeta que se encuentra en el ángulo más agudo del triángulo es Urano). El ápex puede entenderse como la vía de salida de la tensión acumulada; si ésta ha de resolverse, será mediante la concientización de este Planeta, o, al menos, esta energía será la que ayude a soportar la tensión.

El emplazamiento de Urano en Casa VII determina, además, que existe Polaridad uraniana, produciendo un desbalance de la Carta hacia este polo energético. En este caso la Polaridad uraniana está determinada también por el aspecto tenso de Urano con Saturno, que es el regente del Ascendente.

Consideramos esenciales el análisis y la fragmentación de estos Aspectos individuales, para la comprensión global de la energía de esta Configuración.

Incluiremos en el análisis, referencias y citas de la biografía de Marie Curie, para una ejemplificación más específica de lo expuesto.

Conjunción : los Planetas involucrados funcionan como si fuesen un todo indivisible. Se manifiesta una gran energía y, frecuentemente, puede resultar muy difícil distinguir las diferentes "voces" de los Planetas en cuestión.

Cuadratura : es un contacto sumamente tenso, una colisión en la cual los Planetas que la forman deberán ceder algo de sí mismos para permitir la continuidad de la evolución de la persona y la resolución de la tensión que este contacto plantea. En general, el Planeta más "rápido" (aquel cuya órbita está más cerca del Sol), tiene que ceder más, respondiendo a un orden jerárquico.

Sesquicuadratura : en este caso, la tensión se manifiesta en forma de inercia. Es un punto de contacto sumamente difícil de transitar, justamente porque se trata de un estancamiento, con resistencia al cambio y a la evolución.

Stellium Saturno-Venus-Marte (Escorpio-Casa X) : este cúmulo energético situado en el área de la profesión, el status y la posición social, nos podría indicar, en principio, que Saturno se encuentra comandando el trío planetario, con Marte (la acción, el impulso) en Escorpio, actuando como arma estratégica para conseguir sus objetivos. Sin embargo, debemos añadir que antes de que estos dos Planetas cooperen entre sí, se plantea un conflicto que podemos interpretar de la siguiente manera: Saturno puede anular la acción de Marte, exigiéndole tiempo para que exprese la forma más acabada de su energía, dado que, en primera instancia, la iniciativa, fuerza de voluntad y acción propias de Marte estarán orientadas instintivamente sólo a la satisfacción del deseo personal.

Ampliemos este concepto: podemos suponer que Marie Curie se identificó con estos dos Planetas duros , en detrimento de su Venus natal (desatendiendo su autoestima, amor propio y feminidad) ; si tenemos en cuenta el contexto y la época en la cual vivió, (sociedad predominantemente patriarcal) y la tarea que llevó a cabo, ella muestra constancia, disciplina, esfuerzo, tenacidad y profundidad, además de una extraordinaria fuerza de voluntad, propias de Saturno y Marte, respectivamente.

El 13 de mayo de 1906 el Consejo de la Facultad de Ciencias, por decisión unánime, le otorgó la cátedra que había desempeñado su esposo, Pierre Curie, en la Sorbona. Era esta la primera vez que se concedía tan alta posición en la enseñanza universitaria de Francia a una mujer. Al mirar la Casa X y encontrar a Venus en Conjunción con Saturno, podemos ver que el éxito profesional, llega con la obtención de un cargo previamente desempeñado por su pareja, y que esta Venus en exilio brilla, no por su feminidad, sino por logros profesionales.

Otras características que ejemplifican la influencia de Saturno se ven en su vida cotidiana, de una austeridad absoluta. Consideraba perdido cualquier minuto que no dedicara a los libros. Sus ingresos ascendían a 3 francos diarios para todos sus gastos, inclusive sus estudios universitarios. Pasaba horas y horas escribiendo números y ecuaciones, con sus dedos entumecidos, llegando a desmayarse por inanición.

De todos modos, añadimos (como hipótesis para la expresión de Venus en Escorpio) que, después de la muerte de su marido, ella entabló una relación con Paul Langevin, físico y ex alumno de Pierre. Su romance con él le generó un gran escándalo periodístico, principalmente porque era un hombre casado.

Júpiter (Acuario-Casa I) : Júpiter busca el Sentido de la Vida , guiándonos y conectándonos con la Gracia , la Confianza , la Abundancia y con la conciencia de una fuerza superior.

En Acuario, este sentimiento expansivo se ve reflejado en actividades humanitarias y sociales, al servicio de grandes causas, y al estar en Casa I, nos muestra que esta energía puede ser propia de la personalidad del nativo, además de otorgarle gran confianza en sí mismo. Entendemos que esta última cualidad no se puede apreciar de lleno en la personalidad de Marie (sumamente introvertida), pero sí en su capacidad innata para la docencia. A continuación enumeraremos sintéticamente los posibles conflictos que pueden plantearse entre Júpiter y los demás Planetas con los que está en tensión:

Cuadratura con Saturno : La Gracia, la Confianza y la Abundancia son principios esencialmente jupiterianos, pero su carácter abstracto es insuficiente para las exigencias saturninas, que suelen pararse en lo concreto y tangible, como punto de partida para cualquier examen de logros obtenidos. En los dominios de Saturno no hay lugar para lo abstracto, y en el mejor de los casos, será el tiempo el que deje ver las mejores cualidades jupiterianas. Como síntesis, diremos que este contacto plantea un conflicto entre la Gracia y el Esfuerzo.

Cuadratura con Marte : El impulso a la conquista y a satisfacer nuestros deseos mediante la obtención de aquello por lo que peleamos , colisiona, en este caso, con un Maestro que nos da exactamente lo que necesitamos para crecer y desarrollarnos, pero que hace caso omiso de los gritos demandantes del ego, ya que ese desarrollo apunta a hacernos conscientes de nuestra integración en un Sistema superior a las individualidades.

Cuadratura con Venus : Júpiter expande lo que toca, y en el caso del contacto tenso con Venus, existe el peligro de caer en el hedonismo y la indolencia; una sensación de goce desmedido por los placeres mundanos, mediante la cuál se pierde el verdadero significado de los principios jupiterianos. Queda claro que en su austero estilo de vida, Marie Curie no reflejó el lado oscuro de este contacto.

En primera instancia, podemos suponer un conflicto entre una energía tendiente a intereses sociales (Júpiter y su emplazamiento) y el posible pragmatismo propio del Stellium escorpiano en Casa X, mas inclinado al éxito personal y a logros profesionales. Sin embargo, teniendo en cuenta los estudios acerca de los rayos X y la posterior aplicación de estos a la ciencia, sumado al hecho de que durante la Primera Guerra Mundial, Curie propuso el uso de la radiografía móvil para el tratamiento de soldados heridos, vemos como supo canalizar este trabajo arduo y demandante al servicio de una causa humanitaria, sin siquiera reclamar derechos de patentes por sus descubrimientos.

Urano (Cáncer-Casa VII) : Urano es el Señor de los Imprevistos , del cambio, de la constante revolución, y de la destrucción de formas establecidas y obsoletas. También se relaciona con la genialidad y con descubrimientos científicos. En este caso, por su calidad de Planeta Transpersonal, consideramos más interesante el análisis de Urano en Casa VII que su presencia en Cáncer.

Emplazado en la séptima Casa, estamos en presencia de un Urano fuerte , que pudo ser proyectado en su pareja.

A los 26 años conoció a Pierre Curie, con quien compartía la pasión por los estudios científicos, al igual que una vida austera. A los pocos meses de conocerse, Pierre le propuso matrimonio.

En general, el nativo con Urano en VII, si se aferra a un vínculo, puede ser abandonado, o puede sufrir la finalización de la relación de una forma abrupta. El efecto devastador, repentino, imprevisto y destructivo de Urano llegó trágicamente el 19 de Abrilde1906, cuando su marido fue atropellado por un carruaje y murió sin que nada pudiera hacerse.

No caben dudas de que en su labor, Marie, junto a su esposo, revolucionó el mundo científico con sus estudios y descubrimientos. Es interesante el hecho de que la obtención del doctorado llegó de la mano de una investigación acerca de la radiación que producían las sales de uranio .

Urano (Cáncer-Casa VII) en Sesquicuadratura menguante con Júpiter (Acuario-Casa I) : El problema que se plantea en un contacto tenso entre estos dos Planetas, suele ser que el individuo cree tener el timón de la vida en sus manos, la sensación de que sus actos responden a un sentido superior ; pero Urano se encargará de "patear el tablero" y tirar todo por el aire. A través de situaciones imprevistas, pérdidas abruptas y caos en general, este Planeta despoja a la persona de todo aquello que le solía brindar una orientación, un camino o un sentido en la vida, forzándolo a una entrega aún mayor , imprescindible para soportar la extrema tensión que propone una Sesquicuadratura, llevándolo a una mutación (función uraniana) de su sabiduría, gracia y confianza. Además, al ser menguante , nos habla de una orientación o dirección social, en lugar de personal, donde la expansión deja de ser "para mí" y pasa a ser "para la humanidad".

Urano (Cáncer-Casa VII) en Sesquicuadratura creciente con el Stellium Saturno-Venus-Marte (Escorpio-Casa X): Para comenzar este análisis, vamos a mencionar la extrema dificultad de un contacto tenso entre Saturno y Urano: Son dos Principios absolutamente contradictorios; Saturno es la Forma, la Materia, lo Establecido, mientras que Urano es la Mente, el espíritu de Libertad que no concibe ataduras, y que nos propone (o nos obliga) el desapego absoluto. Planteada esta tensión, queremos añadir que cada contacto tenso tiene su resolución. Volviendo a la vida de Marie Curie, vemos como la energía uraniana revolucionaria, vanguardista e innovadora de sus descubrimientos y estudios, se volcó sobre la Materia de la mano de Saturno, con esfuerzo y constancia, durante horas de incansable trabajo. Queda claro en su obra que sin perseverancia y empeño, la energía uraniana puede limitarse a la esterilidad de las ideas sin concreción; y la forma, el trabajo y la disciplina por sí solas, son fuente de sobreadaptación que impiden tomar riesgos, ampliar horizontes y cruzar fronteras expansivamente.

El contacto Urano-Marte nos habla de una energía de acción y conquista sumamente acentuada e intensificada. Presenta una posible tendencia al derroche de energía y un temperamento extremadamente violento e impredecible, si no se incorporan elevados niveles de Saturno.

En cuanto a Urano y Venus, el planteo es soportar la tensión entre la necesidad de vincularse íntimamente con un otro, relacionarse, y la sensación de perder la libertad en esa relación, proponiendo una forma anticonvencional de llevar a cabo el vínculo.

Como conclusión queremos aclarar que, a diferencia de otras configuraciones (como la T Cuadrada, donde la tensión se libera por medio del planeta focal), la T Sesqui no tiene resolución: trae consigo el aprendizaje de soportar la tensión que conlleva, generándose de este modo una gran cantidad de energía – como si fuera una dínamo. La introyección consciente de la energía del ápex, será la clave para soportar la tensión acumulada. Este ápex, Urano, nos habla acerca del desapego en todas sus formas, desde lo material hasta lo afectivo, instando a comprender que lo único constante es el cambio, y que los acontecimientos en nuestras vidas responden a un Gran Propósito, superior a lo que deseamos y a las estructuras que nos esforzamos por mantener.