Análisis de la carta natal de Joaquín Sabina.


*Comentario de la directora: Entre los excelentes trabajos presentados en las evaluaciones de fin de año, he elegido éste por su originalidad. A través de un minucioso trabajo de investigación, Omar ha captado la relación entre letras de canciones y reportajes y el entramado de la carta de Sabina. Uno de los momentos culminantes del aprendizaje del complejo lenguaje astrológico se produce cuando el alumno es capaz de reconocer las diferentes cualidades energéticas y estructurales de los arquetipos en su manifestación cotidiana. Y más aún, cuando capta los diálogos y dicotomías que estos establecen entre sí en el discurso del dueño de la carta, en este caso Sabina.

Profesora Leonor Nietzschmann

Texto: Omar Augusto Manghi (Sol en Aries, Ascendente Leo, Luna en Virgo)

Alumno de la Escuela de Astrología Zona Norte

Lo siguiente es una adaptación muy sintética del trabajo final de mi tercer año de estudio de Astrología. Por razones de espacio presento sólo algunos núcleos de esta carta natal. ¿Por qué elegía a Sabina? En su obra siento que ha establecido un fuerte compromiso con él mismo, además de que tiene una gran capacidad y valor para expresar sus aspectos más oscuros –hasta podríamos decir tabúes– manifestando sus apetitos, obsesiones, sueños, desengaños y contradicciones, que facilitan el poder vincularlos con su carta. He descartado en buena parte el análisis astrológico para dejar que las letras de sus canciones y reportajes nos hablen de su carta; de este modo, el análisis será explícito. Por el recuento de elementos y Cruces, la energía que prevalece es la de Aire Fijo (Acuario). Además, observamos en este signo al Sol, Venus y Mercurio; mientras que Urano está en casa X, en trígono con el Sol. Por lo tanto, Urano es su polaridad 1 dominante, aunque también es neptuniano y plutoniano; ambas polaridades están también visiblemente activas. (Nota: la existencia de polaridades en un mapa natal está determinada por la ubicación y aspectos de los tres planetas transpersonales, Urano, Neptuno y Plutón). Hay una fuerte presencia de Saturno en XII que, junto con Virgo en el Ascendente, configuran un cuarto y poderoso núcleo saturnino y de Tierra. (Nota: utilizamos la técnica de establecer núcleos –tres o cuatro, como máximo– para facilitar la lectura e interpretación de las Cartas natales). Nos encontramos, por lo tanto, con un mapa de gran complejidad, cuya integración significará un arduo proceso para la conciencia.

Sobre Acuario y Urano
Por tratarse, a mi criterio, del núcleo más potente de la carta, quiero destacar algunas cosas: La mayoría conoce la expresión "Libertad, igualdad, fraternidad", generalmente atribuida a Urano (mostrando su faceta más alta). Sin embargo, es importante detenernos y comprender otros aspectos de este arquetipo: el anarquista, el evolucionario. El combate de este revolucionario, Sabina, contra el status quo imperante. La mutación es una cualidad uraniana. Aquí el enemigo es la ley; estamos hablando, sin duda, de Saturno, dios del tiempo, mientras que Urano es atemporal, un chispazo fuera de todo contexto aparente. Urano no se somete a una estructura: en realidad, es quien la destruye. Desde su orgullosa superioridad (pues es el opuesto complementario de Leo), Urano desdeña la ley, el tiempo, el orden, la materia, pues los considera símbolos de la opresión y del encasillamiento. La posesión material (Tauro) es considerada como miedo, debilidad y estancamiento, y hasta el cuidado del propio cuerpo puede ser visto como causa de burla y desdén. Para Urano, estar materializado en un cuerpo es estar muerto. Dice Sabina: "Madrid ha sido absolutamente insustituible en la medida en que yo, que nunca tuve una casa ni una provincia y he sentido bastante desprecio siempre por el patriotismo y, sobre todo, por el patrioterismo y la nostalgia de la infancia; sentí que aquí, en Madrid, estaba en mi casa, que me habían hecho un hueco y no me pedían el carné ni me preguntaban el apellido, ni cómo se llamaba mi padre ni cuánto dinero tenía (…) Es la ciudad de nadie. A cuyos habitantes es imposible verlos desfilar detrás de una bandera o cantando un himno." (1)

"Si lo que quieres es vivir cien años / no pruebes los licores del placer. / Si eres alérgico a los desengaños / olvídate de esa mujer. / compra una máscara antigás, / manténte dentro de la ley. / Si lo que quieres es vivir cien años / haz músculos de 5.00 a 6.00. / y ponte gomina que no te despeine / el vientecillo de la libertad. / Funda un hogar en el que nunca reine / más rey que la seguridad, / evita el humo de los clubs, / reduce la velocidad, / si lo que quieres es vivir cien años / vacúnate contra el azar." (a)

En su época de estudiante universitario, simpatizaba con los etarras (ETA), llegando a colocar bombas molotov. En un hecho como éste se puede citar a la conjunción Sol–Marte y al trígono Sol–Urano, que dan luz verde a tales acciones. Pero este Marte encierra contradicciones porque se encuentra en Piscis:

"Yo siempre fui y soy muy cobarde. Cuando dicen en las guerras: las mujeres y los niños al refugio… ahí me voy yo. Detesto la violencia física, me da pavor." (2)

Sobre Venus en conjunción con Mercurio
Lo bello, femenino, la apertura, el profundo deseo, el goce, la sensibilidad (Venus) van de la mano, formando un dúo inseparable con Mercurio: la comunicación, vincularidad, curiosidad, versatilidad, inteligencia, necesidad del vínculo, las palabras bellas, el goce en la comunicación. Venus representa parte del ánima del hombre (su mujer interior), y en este caso se manifestará, sin lugar a dudas, con características mercuriales.

"Oigo la radio de vez en cuando y me dan ganas de vomitar. Las letras de las canciones parecen declaraciones de un futbolista después de un partido. Me parece una falta de respeto gravísima al idioma, al público, a los artistas mismos. El idioma es sagrado, pues es lo que hace que ustedes y yo estemos hablando (…) Me parece que hay que tratarlo como a una gardenia." (4)

¡La segunda mujer de Sabina era filóloga y su actual mujer es poeta!

Sobre Venus en Acuario
Desconexión es una palabra acuariana y deviene, sutilizada, en desapego. Se ama la libertad y se busca una relación libre y, por qué no, inviable en el tiempo (Saturno).

"Cecilia busca amores imposibles, / por eso fue posible nuestro amor…" (Cecilia) (e)

Saturno a los ojos de Urano:
"Duele verte removiendo / la cajita de cenizas que el placer / tras de sí dejó…" "Un dios triste y envidioso / nos castigó…" "Ni inocentes ni culpables / corazones que desbroza el temporal, / carnes de cañón. / No soy yo, ni tú, ni nadie, / son los dedos miserables que le dan cuerda a mi reloj." (Amor se llama el juego) (a)

"Yo no quiero un amor civilizado / con recibos y escena del sofá…" "Yo no quiero sembrar ni compartir / yo no quiero catorce de febrero / ni cumpleaños feliz / Yo no quiero cargar con tus maletas / yo no quiero que elijas mi champú…" "Yo no quiero contigo ni sin ti" (Contigo) (c)

Mercurio y la red (Acuario)
Asimila las músicas de los países de donde vienen sus sucesivas novias.

"No me parece mal llegar a amar a un país por la vía vaginal. (Risas) A mí, América me salvó. Tenía un éxito a escala española que se había convertido en rutina (…) Yo era muy cateto, un tipo con boina mental que sentía pánico a los aviones. Hasta que me vi en medio del Atlántico, todos los pasajeros durmiendo, y yo con mi whisky y mis pitillos escribiendo furiosamente sobre lo que había vivido en el DF o en Buenos Aires. Allí comprobé la verdad de lo que yo afirmaba alegremente, que la única patria es tu lengua. Mi pasmo fue descubrir que todo me era familiar, pero ¡tan diferente!"

Quiero agregar que en lo anterior también es claramente visible la presencia de su Casa V, tan pobladamente acuariana.

Incorporando a Saturno
A raíz de la bomba molotov, Sabina es detenido para ser interrogado como sospechoso del atentado. Luego del incidente, se exilia en Gran Bretaña. Quien lo detuvo fue su propio padre, miembro de la policía secreta (oposición Sol – Saturno).

"Siempre me acusaba, soy muy judeo cristiano, de perder mucho tiempo, de no dedicarme a trabajar más." (2)

"El otro día, hablando con Isabel (Oliart, madre de sus hijas), le decía que viví con ella seis años y que casi cada día de ese periodo le dije: "¡Carajo! Yo que tengo un cierto don para escribir voy a escribir al menos media hora diaria. Nunca lo hice. Pasaba meses sin escribir un verso. Ahora llevo dos años escribiendo todos los días seis o siete horas, y eso es un cambio importante." (1)

Podemos añadir que, como corresponde a un Saturno en XII, que nace con un uniforme incorporado, Sabina cursó su escolaridad en un colegio de curas palotinos.

Sobre la Luna en Leo
El egocentrismo leonino se manifiesta en muchas opciones diferentes (Sol en Leo, Ascendente en Leo, Leo en el medio cielo, por nombrar las más evidentes). Sin embargo, creo que la Luna en Leo es la más infantil de todas, por manifestarse fuera de contexto: simplemente cree que todo el mundo debiera tratarlo como lo trató su mamá – Luna.

"Es mentira que acepte que el ombligo del mundo no soy yo" (Es mentira) (c)

Luna conjunción Plutón
El desgarro aquí es máximo: por un lado, la necesidad compulsiva de fusión con el otro, por no concebirse como un ser separado y, por el otro, la asfixia que tal fusión provoca en su individualidad (Leo). Todo o nada: entrega apasionada o desconexión absoluta. Obsesión o fobia. Agregamos a esto a Venus en Acuario (desconexión, desapego), en oposición con Plutón y a la Luna en oposición con Venus, mostrando una dualidad de difícil resolución: ¿amante o madre? Se deduce de todo esto que el femenino profundo de Sabina es terriblemente complejo y contradictorio.

"De sobra sabes que eres la primera / que no miento si juro que daría / Por ti la vida, por ti la vida entera / y sin embargo un rato, cada día / ya ves, te engañaría con cualquiera / te cambiaría por cualquiera" "Y me envenenan los besos que voy dando / Y, sin embargo, cuando duermo sin ti / contigo sueño / y con todas si duermes a mi lado" (Y sin embargo) (c)

"Este contigo, este sin ti tan amargo…" (Cerrado por derribo) (d)

"Esta necesidad de necesitarte / este llamarte sin quererte llamar / este olvidarme del deber de olvidarte" (Nos sobran los motivos) (d)

"Estoy tratando de decirte que / me desespero de esperarte / que no salgo a buscarte porque sé / que corro el riesgo de encontrarte" (Todavía una canción de amor) (b)

El rey y el bufón
Algo interesante para observar es que la Luna en conjunción con Plutón en Leo se encuentran en la casa XI, de contenidos acuarianos (opuesto complementario). Por otro lado, el Sol, Mercurio y Venus en Acuario están en la casa V, de contenidos leoninos. El bufón de la corte era el único que podía burlarse del rey, reírse de él. Simboliza la capacidad que tenemos para salir de nuestro arrogante y orgulloso egocentrismo y vernos desde afuera, riéndonos de nuestra ingenuidad e inmadurez, desapegándonos de nuestro ego. Esto crea una fuerte tensión porque se trata de propuestas totalmente antagónicas, teniendo en cuenta además que el Sol, la Luna y varias oposiciones están involucrados.

Sobre Kirón
Deseo aclarar que considero a Kirón como regente de Virgo y, por lo tanto, lo introduzco aquí como regente de la carta (Virgo en el ascendente). Kirón es considerado como la herida del alma, el lugar donde somos heridos, donde herimos a otros y donde se halla la posibilidad de autocuración.

"Las heridas en el alma son como las novelas de Marsé: ese recuerdo atroz de la España fría, seca, cerrada en sí misma, nacionalista, católica, fascista, de la posguerra. Aunque yo nací diez años después del final de la guerra civil, viví mi infancia en medio de ese clima de represión, de palos en el colegio. Esas son las heridas que uno trae". (5)

"Estuve ocho años en un colegio religioso, fui un niño de comunión diaria." (6)

Es interesante observar que la herida kironiana se encuentra en la Casa III, de lo vincular y la comunicación, entre otras cosas. El signo análogo a esta casa es Géminis que, a su vez, está en la casa X (la máscara, los frutos y la salida al mundo). Es bastante razonable suponer que en la casa X saldrán a la luz todos los contenidos de la casa III: represión, autoritarismo, fanatismo, tabúes (Escorpio en la cúspide de la casa III) y serán manifestados por este Mercurio en Acuario que es idealista, de alto vuelo. Pero no será de cualquier manera, sino que será artística (conjunción Mercurio – Venus en casa V).

"Además, me define una radical falta de hipocresía. Para mí, no es de mal gusto hablar de sexo y dinero." (3) (Escorpio en casa III)

Ascendente Virgo
Por ser un tema de extenso tratamiento, no podrá ser considerado en esta ocasión. Sin embargo, las vivencias humillantes propias de un ascendente en Virgo, en contraposición con la memoria arrogante de Leo en casa XII, y la humildad a la que debe acceder, son un tema central.

"Esta ruina de Don Juan../ esta cura de humildad…/ este orgullo de príncipe destronado…" (Nos sobran los motivos) (d)

La tensión entre Leo en XII y Virgo en casa I queda bien ejemplificada en el tema "Noches de Boda" (d) :

"Que gane el quiero la guerra del puedo…"

Casa X y resolución de Saturno – Urano
"No creo en las etiquetas (…) Entre el rap y el vals hay un abanico amplísimo de sonidos. Lo interesante es no ser unidireccional. Hasta hace nada, si eras rocanrolero no podías ir a la opera (…) Creo que es mejor y más divertido que a uno le guste todo y poder enseñarlo. Uno no debe repetirse nunca. Debe poner toda su alma y empeño en atreverse todo el tiempo y explorar nuevos territorios (…) La canción reclama su autonomía y va donde ella quiere (…) Soy muy ecléctico y disparatado en las cosas que me gustan (…) El trabajo sirve para ir hacia la espontaneidad, pero no debe notarse." (4)

El filósofo español Fernando Savater dice: "Sabina es un anarquista que respeta los semáforos y les saludaría con buenas maneras".

Fuentes de citas:
(0) Concepto desarrollado por Eugenio Carutti.
(1) Entrevista de Javier Menéndez Flores.
(2) Entrevista publicada en el diario Clarín de la ciudad de Buenos Aires.
(3) Entrevista con Diego Manrique.
(4) Extraído del Diario Expreso de la ciudad de Lima, 12 de octubre de 1996.
(5) Entrevista con Fernando Figueroa.
(6) Posiblemente extraído de un periódico mexicano.

Albumes mencionados:
(a) Física y Química – 1992.
(b) Palabras más, palabras menos – (Los Rodríguez) 1995
(c) Yo, mi, me, contigo – 1996.
(d) 19 días y 500 noches – 1999.
(e) Enemigos íntimos – 1998.